El Autor

 

 

Javier López-Trigo es Licenciado en Odontología por la Universidad de Valencia. El cuarto año de carrera se trasladó a Italia para disfrutar de una beca Erasmus en la Universidad Degli Studi di Bologna adquiriendo no sólo las competencias odontológicas propias, sino también las competencias lingüísticas. Javier habla inglés, francés e italiano a la perfección.

 

Un año después comenzó a formarse en una de sus especialidades, ejerciendo de residente clínico de dolor y disfunción cráneomandibular en la Universidad Internacional de Cataluña. También ha realizado el Máster Universitario en  Dolor Orofacial y  Disfunción Craneomandibular en la universidad CEU San Pablo de Madrid. Es miembro de la Sociedad Española de Dolor Cráneomandibular y Dolor Orofacial, SEDCYDO.

 

En la actualidad ejerce como profesor de Próteis I y II en la línea bilingüe de la facultad de Odontología en la Universidad CEU Cardenal Herrera de Valencia. En su faceta de investigación, realiza estudios enmarcados en el ámbito del dolor neuropático y craneocervicofacial, compaginándolo con sus estudios de doctorado.

 

Continúa desempeñando sus funciones como odontólogo general, prótesis y estética dental en diversas clínicas dentales privadas, compaginando su trabajo como director médico en la clínica López-Trigo Dental.

Una saga dedicada a sus pacientes

En la sala de espera de la clínica López-Trigo Dental se ha querido rendir homenaje a los antepasados del doctor. La saga López-Trigo, que da nombre a la clínica, es famosa en la historia de la medicina española por su labor en el Hospital General de Valencia y en la universidad.

Siempre dedicados en cuerpo y alma a la medicina y a sus pacientes, todo comenzó con el doctor D. José Tomás López-Trigo, primero de la saga. Su hijo D. Eugenio Tomas López-Trigo continuó los pasos de su padre como traumatólogo. José López-Trigo, tercera generación de la saga, también se especializó en la rama de traumatología continuando con el trabajo familiar tanto en la clínica López-Trigo como en Hospital General de Valencia.

En la actualidad, la Clínica López-Trigo se ha transformado en la clínica neurológica del Dr. López-Trigo Pichó, que destaca por el tratamiento de subespecialidades neurológicas como la Epilepsia, Parkinson, Demencias, Cefaleas, Ictus y dolor neuropático. Es aquí donde el quinto de la saga, Javier López-Trigo Mateu, comenzó su labor como especialista en dolor orofacial. Tras conocer las necesidades de sus pacientes, decidió iniciar su andadura con López-Trigo Dental.